Skip Ribbon Commands
Skip to main content

Ministerio de Salud y Protección Social

Para 2014, más de 600 mil niños no estarán en el mercado laboral


Información COVID 19
Disminuir fuente Restablecer fuente Aumentar fuente Contraste Restablecer contraste

 Para 2014, más de 600 mil niños no estarán en el mercado laboral

Ministerio de Salud y Protección Social > Para 2014, más de 600 mil niños no estarán en el mercado laboral
04/05/2011
 
Boletín de Prensa No 116 de 2011

- Ministerio de la Protección Social presenta nuevo enfoque para la prevención y erradicación del trabajo infantil.
 
- El sistema de información SINTI articulará todos los esfuerzos y permitirá el diseño de mejores políticas para reducir la
participación de menores en la fuerza laboral del país.
 
Bogotá, mayo 4 de 2011. Colombia estrenará el primer sistema de información para identificar, registrar y hacer seguimiento a los niños, niñas y adolescentes que trabajan. La herramienta fue creada en un trabajo conjunto entre el Ministerio de la Protección Social y la Organización Internacional del Trabajo (OIT), que prestó asesoría técnica y financiera.
Por primera vez en nuestro país, los niños, niñas y adolescentes que trabajan con o sin remuneración económica, serán identificados, registrados y se les hará seguimiento a través de un novedoso sistema de información denominado Sistema Nacional de Registro de Niños, Niñas y Adolescentes Identificados y Atendidos SINTI.

Esta detallada información será focalizada en las entidades encargadas de atender a la niñez y a la infancia. Ellas se encargaran de prestar la atención necesaria, mientras la Red Unidos avanza de manera paralela en la lucha contra la pobreza extrema y el desplazamiento.

El avanzado sistema, que condensará toda la información del trabajo infantil del país, permitirá registrar de manera constante a los niños y niñas que hacen parte de la fuerza laboral y diseñar políticas para fortalecer el objetivo de reducir de manera importante el trabajo infantil en el país.

Los municipios y entidades que se encargan de atender a la niñez y adolescencia, en las dimensiones de protección de derechos, educación, salud, nutrición, recreación y deportes, recibirán la información para poder implementar de manera focalizada sus acciones hacia la población más vulnerable.
En la implementación y puesta en funcionamiento del SINTI este año se invertirán más de 300 millones de pesos, gestionados por el Ministerio de la Protección Social, en unión con el Departamento Nacional de Planeación (DNP) ante el Banco Interamericano de Desarrollo (BID).
Hacia finales de 2012, el Ministerio espera haber articulado el SINTI con los modernos sistemas de información que Colombia tiene en educación, salud, pobreza y protección de derechos.
Para este momento en Colombia se podrá saber en tiempo real, dónde se encuentra ubicado geográficamente cada niño, niña y adolecente, y podrá acceder a la información sobre sus necesidades básicas para vincularlos a los servicios sociales del Estado bajo la premisa de reducir drásticamente el trabajo infantil.

El enfoque de la política
Como primera gran meta, el Gobierno Nacional se propuso para 2014 sacar del mercado laboral a 618.853 niños, niñas y adolescentes que en la actualidad desarrollan actividades laborales con y sin remuneración; de acuerdo con las metas del Plan Nacional de Desarrollo, 2010-2014: “Prosperidad para Todos”.
En este sentido, el Ministerio de la Protección Social aplicará un moderno enfoque de política que se condensa en la Estrategia Nacional para Prevenir y Erradicar las Peores Formas de Trabajo Infantil y Proteger al Joven Trabajador, 2008-2015, que fue fortalecido por el Plan Nacional de Desarrollo.
Además de identificar a los menores de edad trabajadores, la estrategia plantea la restitución inmediata de los derechos con mecanismos de articulación interinstitucional a través del Instituto Colombiano del Bienestar Familiar (ICBF).
En adelante, los procesos dirigidos a niñas, niños y adolescentes sometidos a las peores formas de trabajo infantil, como la explotación sexual, reclutamiento forzado, y minería, serán acompañados constantemente para garantizar un acceso pleno a los servicios sociales del Estado y una efectiva restitución de derechos.
Otro elemento esencial del nuevo enfoque de política, es la búsqueda de las niñas, niños y adolescentes “invisibles” en el trabajo, para escolarizarlos y que ocupen su tiempo libre en jornadas escolares complementarias. Al respecto, El Ministerio de la Educación Nacional se ha comprometido con coberturas plenas, y las Cajas de Compensación Familiar, con la priorización en sus servicios de jornada escolar complementaria.


Volver al Inicio