Skip Ribbon Commands
Skip to main content

Ministerio de Salud y Protección Social

El Buen Pastor estrena dos salas de lactancia


Información COVID 19
Disminuir fuente Restablecer fuente Aumentar fuente Contraste Restablecer contraste

 El Buen Pastor estrena dos salas de lactancia

Ministerio de Salud y Protección Social > El Buen Pastor estrena dos salas de lactancia

Al  acto de inauguración asistieron la señora María Clemencia Rodríguez de Santos, esposa del Presidente de la República y vocera de la estrategia De Cero a Siempre; Alejandro Gaviria, ministro de Salud y Protección Social; Cristina Plazas, directora del ICBF; Carlos Medina, viceministro de Política Criminal; el brigadier general Jorge Luis Ramírez, director del INPEC, y Germán Jaramillo Villegas, director ejecutivo de la Fundación Éxito.

31/01/2017
Boletin de Prensa No 010 de 2017

-    Internas y guardianas del centro de reclusión de mujeres, ubicado en Bogotá, ahora podrán extraerse, almacenar y transportar la leche materna de forma segura.

Video: Intervención de Minsalud, Alejandro Gaviria, durante inauguración de salas amigas en El Buen Pastor.

Video: Minsalud Alejandro Gaviria en rueda de prensa durante inauguración de salas amigas en el Buen Pastor

Bogotá (D.C.), 31 de enero de 2017.- El centro de reclusión de mujeres El Buen Pastor inauguró dos Salas Amigas de la Familia Lactante con el fin de que las madres, tanto internas como guardianas, se puedan extraer la leche de forma segura.

Al  acto de inauguración asistieron la señora María Clemencia Rodríguez de Santos, esposa del Presidente de la República y vocera de la estrategia De Cero a Siempre; Alejandro Gaviria, ministro de Salud y Protección Social; Cristina Plazas, directora del ICBF; Carlos Medina, viceministro de Política Criminal; el brigadier general Jorge Luis Ramírez, director del INPEC, y Germán Jaramillo Villegas, director ejecutivo de la Fundación Éxito.

Las Salas Amigas de la Familia Lactante son espacios adecuados con todas las especificaciones que establece la ley para conservar la leche materna y transportarla de forma segura al jardín donde se encuentran los hijos de las internas o, en el caso de las guardianas, hacia sus hogares.

“La lactancia materna es una inversión en el mejor activo de un país: el cerebro de nuestros niños –comentó el ministro Alejandro Gaviria–. Las salas amigas de la familia lactante son un avance en pro de la felicidad y el mejor desempeño de nuestros niños”.

Estos espacios cuentan con sillas cómodas, nevera pequeña, termómetro para garantizar la temperatura adecuada de conservación de la leche y un tablero de corcho para la ubicación de información.

La construcción de dos salas en un mismo lugar obedece a la necesidad de acceso para todas las reclusas y guardianas, pues la infraestructura y los procesos propios de separación de la población penitenciaria así lo determinaron, después de que la Fundación Salutia realizara el diagnóstico para la adecuación de dichos espacios.

Inicialmente, 5 internas lactantes y 16 gestantes, y 5 guardianas gestantes y 11 lactantes serán las primeras beneficiadas con esta obra que favorecerá directamente la adecuada nutrición de sus hijos.

Según el protocolo del centro penitenciario, las mamás pueden estar las 24 horas con sus bebés hasta los seis meses de edad. De ahí en adelante la lactancia materna complementaria con otros alimentos hasta los dos años no se garantizaba porque los niños debían permanecer en el jardín infantil durante todo el día. Ahora los menores tendrán acceso a la leche materna durante todo el día.

Según la Encuesta Nacional de Situación Nutricional de 2010, en Colombia la lactancia dura en promedio 1,8 meses, cuando la Organización Mundial de la Salud (OMS) ha recomendado, desde 2001, seis meses de lactancia exclusiva y dos años de lactancia complementaria.

Las salas de lactancia permiten que las madres estén más tranquilas y les garantiza la leche a su bebé y su producción; se genera menor ausentismo laboral por permisos médicos para atender problemas de salud del bebé y de la madre, ya que la leche materna ayuda a evitar enfermedades; y se aporta a la economía del cuidado porque se ahorra la compra de leches artificiales infantiles y biberones.

Volver al Inicio